EL BOTÁNICO AHORA

ES OTOÑO EN EL JARDÍN

TIEMPO DE BAYAS Y HOJAS CAIDAS

ARQUITECTURA | EL INVERNADERO TROPICAL

Es el invernadero más importante del Jardín Botánico, tanto por su valor histórico como arquitectónico. Fue alzado a mediados del s. XIX por el arquitecto valenciano Sebastián Monleón, responsable de valiosos proyectos como la facultad de Medicina o el claustro de La Nau, antigua sede de la Universidad de Valencia. Situada en el centro del Jardín y orientada al sur, se trata de la primera edificación española que cuenta con el hierro y el vidrio como principales materiales. En este sentido es también uno de los edificios más importantes de Europa durante la segunda mitad del s. XIX.

La estufa tiene 24 m de longitud y 465 m2 de vidriera, compuesta por 5.342 vidrios que se extienden por su estructura arqueada. La parte inferior se apoya en una vertiente de piedra, mientras que la parte superior lo hace sobre un muro grueso de mampostería, que más tarde se aprovechó para adosar el antiguo edifico de dirección. Entre 1989 y 1991 se restauró respetando el diseño original. Además, se mejoraron las condiciones para el cultivo de las plantas tropicales y de ambientes húmedos con la instalación de sistemas de humectación, calefacción y riego.